PortalFitness.com - El portal de Fitness más visitado de habla hispana

Iniciar Sesión | Registrarse | Tablas de Peso | Artículos | Videos | Nutrición

Foros | Tests  | Tablas Calorías  | Cursos Gratuitos  | Descargas Gratuitas



La Educación Física y las actividades estetico expresivas - Danza

Autor: Lic. Fernando Rodríguez Facal - 7/11/2012 - 17913 lecturas.


Más allá de las preocupaciones y acciones de muchos docentes, predomina en la currícula escolar una concepción estática de la cultura que deja de lado la relación entre conocimiento y experiencia concreta del alumno. La Industria Cultural instalada masivamente por los medios de comunicación, afecta profundamente a la escuela, que no está preparada para superar dialécticamente las contradicciones de esta sociedad de consumo.

“Además de no asociar la teoría y la práctica, la educación formal tampoco brinda la posibilidad del ejercicio de pensar y de construir conocimientos, y mucho menos está dirigida a una formación totalizadora del individuo. Privilegiando el lenguaje escrito en detrimento del lenguaje hablado, musical, plástico y corporal, termina por valorizar el pensamiento conceptual en detrimento del pensamiento creador”. ARAÚJO Marcia, A “Dan-ça na Escola: Cultura Corporal de Massa, Popular ou Erudita?” Monografia apresentada à UFPE, como requisito para a conclusão do Curso de Especialização em Pedagogia do Esporte. Recife, 1993.

Desde una concepción antropológica de la educación, la escuela no solamente debe transmitir conocimientos sino también transformar la cultura abarcando a todos los determinantes culturales allí existentes... “la masificación puede ser acentuada o atenuada por las reales condiciones de la cultura y la educación. Siendo el cuerpo una instancia primaria de contacto del individuo con el medio, este aprende y expresa la cultura en la que vive. Las prácticas corporales traducen así las concepciones del mundo, que por más que parezcan uni-versales, expresan  lo que los cuerpos aprenden socialmente, en un determinado tiempo y espacio.” ARAÚJO M., op. cit.

Una educación que procure la socialización participativa de sus nuevas generaciones debiera tener como objetivo el desarrollo permanente de la capacidad crítica frente a la masificación de la cultura, y el camino que vemos casi exclusivamente en ese sentido, es la vivencia personal por la inserción curricular de las formas culturales en boga en lugar de una actitud autista que las ignore. Es decir, el proceso educativo debería enca rarse como una producción multi cultural, si pretende ampliar el universo comunitario integrando los diferen- tes lenguajes sociales.

La Educación Física y las actividades estetico expresivas - Danza

TAXONOMIA DE LAS DANZAS

En los comienzos de la historia el bailarín estaba vinculado a la tierra y al cielo, a las estaciones del año, las fases lunares, las variaciones meteorológicas, y las funciones orgánicas, de la misma manera en que lo estaban los primitivos agricultores, o los arrojados marinos de la prehistoria. Con el desarrollo de la civilización, la Danza sin dejar nunca de ser un rito corporal que escucha y expresa al “cuerpo-templo”, se transforma en vía de comunicación (perecedera) universal en todas las culturas, vínculo entre las energías telúricas, entre las fuerzas internas (centrípetas y centrifugas) que se generan en todas las comunidades, y las corrientes de intercambio permanente con el medio y con los demás.

Esta diversificación de los objetivos, modos y técnicas de expresión, nos permite un intento de clasificación, artificial como todas las clasificaciones, pero con pretensión de utilidad para la comprensión de esta herramienta de la expresión y de la Educación Física, a veces difícil de entender para los que vienen desde otras áreas del movimiento o de la educación. Podríamos intentar clasificar a las formas de Danza de la siguiente manera:

A. DANZAS RITUALES O MISTICAS (Religiosas)
B. TRADICIONALES (Folklóricas)
C. SOCIALES (De Salón)
D. CLASICAS (Estético-Expresivas)
E. MODERNAS
F. GIMNASTICAS O EDUCATIVAS
G. COMPETITIVAS

A. DANZAS RITUALES O MISTICAS:

Para nuestro criterio, estas fueron las primeras formas danzadas que descubrió o inventó el Hombre. En las culturas africanas y latinoamericanas la Danza procede de la misma materia de la que están hechos los dioses, es la forma en que se expresan los dioses. Es el vehículo que nos acerca a los dioses. Es la herramienta usada para neutralizar los fenómenos naturales adversos, que no pueden ser dominados de otro modo. Salvo en algunos rituales religiosos que conservan su estructura original, las Danzas Religiosas originales se transformaron en otros rituales místicos menos dinámicos y menos crea tivos, pasaron a ser Danzas Folklóricas, o desaparecieron en la noche de los tiempos. Así como sucede con la Danza que las “Madres de Santo”  bailan  en el rito Candomblé, con una coreografía que se mantiene casi idéntica a si misma a lo largo de los años; o algunas danzas tradicionales japonesas originadas en ciertas ce-remonias en las que una divinidad adopta la apariencia de una miko (mujer chaman) que se mueve fuera del espacio ordinario, se transformaron en danzas teatrales de caligrafía y coreografía muy rígidas. O la dan za hindú que no ha cambiado en siglos desde su origen asociado a las actividades de la diosa Krisna y a los sentimientos de las nayikas (especie de heroínas arquetípicas); como Danza mística que pretende perma- necer fuera del tiempo.

B. DANZAS TRADICIONALES O FOLKLORICAS:

En cualquier lugar tienen dos orígenes ciertos; las danzas de galanteo probablemente las primeras en aparecer en la escala animal (son conocidas ya entre los insectos), y las danzas originadas en las acciones rítmicas del trabajo (caza, agricultura o artesanía). Algunas nacieron también en rituales religiosos, perdiendo o no con el tiempo su sentido original (bailes típicos de los velorios de niños). Pero es indudable que predominan en ellas, cualquiera sea su origen y sentido inicial, las formas de galanteo, más o menos encubiertas por un barniz socializador.

Pero las Danzas Tradicionales también están estrechamente relacionadas con la identidad nacional o regional, con la integración cultural. Sus coreografías cristalizadas y estrechamente ligadas a ritmos nacidos de las mismas características de la geografía y la naturaleza del lugar en el que originaron. Sus unidades expresivas altamente codificadas son en el varón, muestra de habilidades físicas; y en la mujer de fluidez, gracia y sen- tido. Por estas razones deberían integrar la curricula educativa, o como mínimo formar parte de las clases regulares de Educación Física, si los docentes de la especialidad fueran capaces de enseñarlas.

C. DANZAS SOCIALES:

Son los bailes de sociedad, los bailes de los salones, de las festividades religiosas, del colegio, de los clubes, y en nuestros días de las Discotecas. Tienen funciones socializadoras, de galanteo, recreativas, sublimadoras. En algunos colegios secundarios del norte de nuestro continente, se realizan talleres de Danzas Sociales o bien las mismas se enseñan sistemáticamente en clases extracurriculares.

Muchas nacieron de las Danzas Folklóricas, otras, las más modernas, se fueron desarrollando y en algún caso inventando a modo de expresión, sobre la base de los diferentes ritmos que los músicos populares han ido creando a lo largo del tiempo.

En las Discotecas, hoy tenemos modos de bailar sin contenido socializador; se baila solo, con profundo sentido exhibicionista, sin comunicación evidente con los otros. Las luces estroboscópicas y el ruido ensordecedor hacen autistas y alienantes estos nuevos modos de bailar; modos que más allá de indicar una necesidad de movimiento y de expresión no satisfechas por otros carriles, están indudablemente ligados a la expansión del mercado de algunas adicciones.

D. CLASICAS:

El Ballet es la Danza Clásica por excelencia, en la que se exaltan dentro de rígidos códigos y convenciones, los valores “estético-expresivos” al máximo de las posibilidades interpretativas del, o de los bailarines. En tal carácter escapa al marco de la Educación Física independientemente de su uso como elemento de preparación básica para la Gimnasia Deportiva, los Saltos Atléticos o los Saltos Ornamentales.

El Ballet, nacido de los bailes cortesanos típicos en las antiguas monarquías, está sometido a leyes culturales que determinan la colocación de los pies, la pelvis, los ejes corporales, las líneas de movimiento y los acentos rítmico-motrices. Exige el dominio de los segmentos corporales aislados en función de un movimiento total sintetizador. Implica un lento aprendizaje de un conjunto de técnicas en constante evolución.

E. MODERNAS O CONTEMPORANEAS:

Si bien MARTHA GRAHAM nunca aceptó que sus creaciones se catalogaran con la designación de Modernas, lo que llevó a otros cultores de esta forma de Danza que coincidían con la coreógrafa mencionada, a llamarla DANZA CONTEMPORANEA; podemos decir que hoy existe una forma de espectáculo coreográfico inventado a comienzos del Siglo XX, que interpretamos como una ruptura con la Danza Clásica. Sin desconocer los aportes y validez de otras figuras de esta forma de baile, para nosotros ISADORA DUNCAN (1878/1929), y el mexicano JOE LIMON fueron en diferentes momentos las expresiones más altas, ideológica y teatralmente hablando, de esta forma de Danza. Sobre el fin de este siglo podemos hablar incluso de Danza Postmoderna, originada en el teatro danzado, especie de interpretación dramática bailada, que evolucionó incorporando aportes de las danzas japonesas, chinas, hindúes, y de la tradición africana.

Pero tanto la una como la otra son ricas y diversas, y carecen de unidad estilística y estética.
Con ellas se ha eliminado la perspectiva unidimensional con mayor aprovechamiento del espacio; han servido para recuperar e integrar todas las formas de expresión humana (inclusión del canto y la palabra) en la expresión estética, dándole al espectáculo de la Danza una dimensión abarcadora que resume las posibilidades expresivas fundamentales del ser humano.

Si bien se encuentran como materia específica en la curricula de muchas escuelas formadoras de profesionales de la Educación Física del mundo, y consideramos esa situación como positiva, pensamos que no es una herramienta propia de la Educación Física Escolar en sus niveles elemental y medio.

F. GIMNASTICAS O EDUCATIVAS:

Tienen una estrechísima relación con la Danza Moderna. Decía con acierto LANGLADE: ...“Digamos solamente que Danza y Música continúan ofreciendo sus contribuciones a la Gimnasia. Que ésta con demasiada avidez acepta y/o escoge de manera tal, que ya es común observar demostraciones de Gimnasia Femenina junto con algunas de la llamada Dan za Moderna, haciéndose difícil saber cuál es la Gimnasia y cuál la Danza” (op. cit.).

Por cierto que la Gimnasia Jazz es un método formado casi exclusivamente en base a la Danza Gimnástica. Así como es posible ver en las Galas Gimnásticas, en los Congresos y en ciertas competencias, Danzas Gimnásticas basadas fundamentalmente en pasos y coreografías relacionadas estrechamente con el Folklo-re.
Pero es fundamental intentar una definición de los campos propios de la GIMNASIA, las DANZAS GIMNASTICAS y la Danza. Una base para la discusión sería sostener que la GIMNASIA se ocupa de la formación física y la educación motriz, teniendo al ritmo como un componente más de esa formación educativa, y a la música como un apoyo motivador del trabajo. En las DANZAS GIMNASTICAS, sin perder de vista los objetivos de formación y educación, el ritmo y la expresión del contenido de la música adquieren una importancia relevante. Finalmente, en la Danza la estructura corporal y la educación motriz están subordi- nadas a la expresión rítmica y musical de las pulsiones interiores despertadas por la música.

La música puede sentirse, no es necesario conocer escritura complicada ni dominar su técnica instrumental; percibimos las vibraciones musicales y nos sentimos llevados a liberar multitud de emociones. Pero si bien la música puede constituir una poderosa herramienta de impulso o refuerzo del movimiento, también puede condicionar el vocabulario gestual y rítmico del ejecutante. Es por ello que su uso debe ser dosificado, y ajustado y justificado por el objetivo de la lección de Danza o de Gimnasia. Por un lado, la música como complemento y soporte del movimiento; por otro, el uso de variedad de ritmos y estilos musicales destinados a enriquecer el vocabulario rítmico y expresivo a través de la interpretación motriz de los mismos.

G. COMPETITIVAS:

Son muy diversas las formas de Danza que en un momento dado, de una manera o de otra, han desarrollado un carácter deportivo. En la historia del Ballet están registrados a modo de records, la cantidad de giros en el aire, o los giros en un pie que las grandes estrellas de esta forma de baile han podido alcanzar. Es remoto en éste, o en el pasado siglo, el origen de las llamadas “Maratones de Baile”. Hoy se realizan Campeonatos Mundiales de Bailes de Salón. O mucho más deportivos, Campeonatos de Baile sobre Patines, (de hielo o ruedas). Y finalmente tenemos algunas Danzas derivadas de deportes de combate (Artes Marciales), algunas de las cuales inclusive alcanzan con ligeras variaciones, características de Método Gimnástico.

Siguiendo el espíritu de esta clasificación, y proyectando un criterio didáctico; nos permitimos afirmar que más allá de la formación profesional y cultural, los bailes que naturalmente constituyen herramientas de la Danza como Agente de la Educación Física son aquellos que corresponden a las Danzas Tradicionales, las Danzas de Salón o Sociales, y las Danzas Gimnásticas o Educativas. Esto  sin desconocer los valores educativos de los otros tipos de Danza; y sin ignorar las características deportivas de las Danzas Competitivas, que con ese carácter podrían entrar a jugar, también, como herramientas hábiles para el trabajador de la Educación Física.

VALOR SOCIAL Y CULTURAL DE LA DANZA

El hombre danza desde los comienzos del tiempo, y continúa haciéndolo. La Danza es un hilo conductor en el desarrollo de la civilización. Aún cuando estuvo prohibida por leyes o edictos, denunciada por emperadores y jerarcas religiosos, desterrada de las cortes y las catedrales, ha perdurado. La explicación más pro- bable se basa en el hecho de que la Danza está íntimamente relacionada con la necesidad humana básica, de comunicar mediante el movimiento lo que somos y como lo sentimos.

Por naturaleza el hombre es gregario. Busca la compañía de otros. Siente la necesidad de comunicarse con ellos. Esa comunicación ha tomado a lo largo de la evolución, distintas formas: lenguaje verbal y escrito, pintura, música, poesía, mímica, representación, Danza. Es indudable que antes que las palabras, el hombre se valió de los “gestos” y cuando los gestos se hicieron rituales, nació la Danza. Desde muy temprano en la evolución, el hombre bailó para mejorar su éxito en la caza o en la recolección de sus alimentos (Ritos de Intensificación); y celebró danzando cada período significativo de su vida: nacimiento, pubertad, matrimonio o muerte (Ritos de Pasaje). Esos movimientos fueron comprendidos por los observadores.

Se enseñaron esos patrones motrices a los hijos, ellos a su vez a los suyos, y así se perpetuó la Danza.
En nuestros días la Danza en cualquiera de sus formas, es patrimonio cultural distintivo de cada colectividad humana. La expresa en sus esencias históricas, y en los modos más destacados de su modernidad. Pero además ayuda a integrarlas, fortalece identidades. Fortalece la memoria del pasado, expresa el espíritu del presente y se proyecta a una idea de futuro global común para la comunidad en la que crece. Socializa, y si bien ha perdido su carácter de “rito iniciático” en nuestras latitudes (cumpleaños de 15, primeros pantalones largos, etc.); agrupa por edades similares con el pretexto de gustos musicales diferentes, así como también segrega a partir de símbolos exteriores que identifican a los diferentes sectores sociales.

Y como además es una Educación Estética, desarrolla los sentidos, consolida valores, y a través de todo ello fortalece la personalidad.

LA DANZA EN LA EDUCACION SISTEMATICA

Ya expresamos textualmente nuestra convicción de que la Danza como Agente de la Educación Física, debe formar parte de la escolaridad sistemática. Tal vez en forma de talleres extracurriculares de Danzas Sociales, o con la inclusión de las Danzas Gimnásticas y las Danzas Folklóricas en las clases de Educación Física del nivel elemental.

Considerando a la Danza como “una expresión rítmica y motriz de estados mentales”, con una estructura estética en la cual los movimientos simbólicos están construidos conscientemente para el placer y la satisfacción del redescubrimiento de la expresión, de la comunicación en si misma, o de la creación de nue-vas formas; estamos abarcando desde la Danza Primitiva (ritual o recreativa), pasando por el Folklore, el Ballet Académico y los Bailes Sociales.

Y planteándonos su inserción en la curricula escolar estamos procurando estimular la creatividad, entrenan do al espíritu para manejar el cuerpo en la expresión de sentimientos, sensaciones y emociones; y desarro- llando los sentidos para mejorar nuestra capacidad de percibirnos, y de percibir a los demás.
La Danza es una expresión artística autónoma, también una experiencia corporal y como tal, no puede ser indiferente a la Educación Física.

Tal vez una progresión metodológica coherente sería partir con las rondas y marchas infantiles, acentuar lue-go sobre los juegos de representación y pantomima, las Danzas Folklóricas más sencillas aparecerían en el nivel elemental medio, para continuar luego con las más complejas, y posteriormente las Danzas Gimnásticas y las Sociales. Y en todo el proceso estimular la creatividad, la originalidad, la invención motriz con el único límite de la estética.

La Danza Educativa debe procurar:

a. La experiencia Sensorial y Motriz:

La forma más primaria y elemental de comprender. El alumno buscará expresar corporalmente las variantes de tiempo, ritmo y matiz. Se trata de educar la sensibilidad “audio-motriz” y puede comenzar a muy temprana edad (Preescolar). Estimula el desarrollo de la noción de espa cio y del sentido del tiempo mediante desplazamientos a ritmos variados, y la ejecución de movimientos expresivos de diferentes ritmos.

b. La Concientización:

Asimilada la experiencia rítmico-motriz se desarrollan en los últimos años de la escuela elemental la noción intelectual de espacio, de volumen, de ejes y orientaciones, de compás, ritmo y timbre; en un constante ir y venir de la práctica a la intelectualización de la misma.

c. Educación Rítmica y Musical:

a través del reconocimiento de los géneros musicales más conocidos y de la capacidad de distinguir e interpretar sus ritmos típicos. De la capacidad de expresar ritmos y melodías a través de la canción y su dramatización. Internalizando pasos y figuras básicas de danzas populares y folklóricas. Realizando diversos tipos de Juegos Rítmicos. Y estimulando la creatividad por medio de la elaboración de pequeñas coreografías.

La Danza Creativa implica el conocimiento y manejo de conceptos básicas de Expresión Corporal, Mímica, Acrobacia, Artes Marciales, Danza Moderna y Técnicas de Relajación, desarrollando así un reper torio gestual y una forma motriz, amplias y variadas. La Danza Creativa debe enriquecerse constantemente con el aporte de todo lo que es movimiento. Según LABAN (1879-1958) la Danza Creativa implica en su desarrollo: 1. Acondicionamiento Físico y Mental; 2. Estudio del Movimiento; 3. Composición, 4. Decon tracción y Relajación.

La Danza Folklórica fue en su comienzo un arte popular cuyas técnicas elementales eran familiares a todo el mundo, por lo que permitían a gran número de personas expresar sus sentimientos. Pertenecía a todos, no había bailarines por un lado y espectadores por otro. Es un arte simple, abierto a todos, vivenciado y creado por todos. Y es precisamente esta dinámica la que debe recrearse en las clases de Danza Folklórica en la escuela.

BIBLIOGRAFIA:

ANDRADE, Mário de
Danças Dramáticas do Brasil. org. Oneyda Alvarenga.São Paulo: Martins, 1959.

ARAÚJO, Márcia V. B.
A Dança na Escola: Cultura Corporal de Massa, Popular ou Erudita? Monografia apresentada à UFPE, como requisito para a coclusão do Curso de Especialização em Pedagogia do Esporte. Recife, 1993.

BOSI, Alfredo.
Dialética da Colonização. São Paulo: Companhia das Letras, 1992, cap X.

DUARTE JR., João Francisco
Fundamentos Estéticos da Educação. Minas Gerais: Cortez, 1991.

DIECKERT J., DIETRICH
“Elementos e Princípios da Eduçacào Física”. Ao Livro Técnico S.A. Río de  Janeiro. 1988.

DUFOUR W.
“Lugar de la Danza en la Educación”. Boletín de la F.I.E.P. Nº 2.. México. 1982.

FREIRE, Paulo
Pedagogia da Esperança. Um Encontro com a Pedagogia do Oprimido. São Paulo: Paz e Terra, 1992.

GROSSI,  Esther Pillar
A Contribuição da Psicologia na Educação . Em Aberto, 9 (48): 45-50, 1990.

PEASE E.
“Modern Dance”. WM.C.Brown Company Publishers. Dubuque/Iowa. 1966.

Lic. Fernando Rodríguez Facal
Docente del I.S.F.D.y T. Nº 84
Docente de la Universidad FASTA  (Sede Mar del Plata)
 



Videos de Educación y Pedagogía

Conferencia de Mariano Procopio: Hacia una Educación lúdica y creativa

 

Videos de Fitness y Deportes

Suscríbete a nuestro canal de Youtube

 

Síguenos en las redes sociales:

 

Síguenos en: Nuestros RSS Síguenos en: Youtube Síguenos en: Instagram Síguenos en: Facebook Síguenos en: Twitter Síguenos en: FeedBurner Síguenos en: Linkedin Síguenos en: Contáctanos

Mas de 20 años de experiencia en:

Páginas en WordPress para Teléfonos

Educación Virtual - Moodle

Páginas Ventas Online

Formulario de Contacto

 

Publicite en Newsletter de PortalFitness.com que llega a 266.000 suscriptos. Más Info