Visita la Tienda de PortalFitness.com | Descuentos especiales a entrenadores y gimnasios | Click Aquí

PortalFitness.com - El portal de Fitness más visitado de habla hispana

Vinilo
Desde € 3,20
Discos de hierro y caucho
Desde € 4,20

Steps

Desde € 29,90

Pilates Reformer

Desde € 2535
Mancuerneros
Desde € 799
Iniciar Sesión | Tienda Fitness Rss de la Tienda de PortalFitnes.com | Artículos Rss de los artículos | Noticias Rss de las noticias | Videos Rss de los videos | Nutrición Rss de artículos de nutrición | Descargar Música Rss de Descargas legales y gratuitas de música | Foros Rss del Foro de PortalFitness.com | Red Social Rss de la Red Social de Fitness | Tips Rss de Tips de Fitness | E-books Gratuitos


  Bookmark and Share


Fitness10.com Shop

 
Buscar Productos


Síguenos en:

Síguenos en: Youtube Síguenos en: Facebook Síguenos en: Feedburner Síguenos en: Linkedin Síguenos en: Twitter Google+

 

Algunas consideraciones del trabajo psicopedagógico en deportistas escolares.

Instituto de Medicina del Deporte

Autor : Lic. Aliana Ortega Domínguez
Especialista "A" Psicología del Deporte.
Dirección: Calzada de Aldabó No. 13003 e/ 8 y 9 , Rpto. Aldabó
Teléfono: 44-1935
CoAutor : Lic. Manuel García Roché
Especialista "A" Psicología del Deporte.
Dirección: Felipe Poey 305 Víbora. Ciudad de la Habana
Teléfono: 41-9780

Resumen

En la actualidad existen criterios disímiles sobre como debe estructurarse el trabajo de preparación deportiva y de formación en las edades de iniciación deportiva. Algunos pedagogos consideran que muchos entrenadores deportivos, con el propósito de conseguir de forma precipitada rendimientos al máximo nivel aceleran el proceso de entrenamiento en detrimento de algunas necesidades básicas de los escolares, lo que repercute desfavorablemente en el desarrollo psíquico y fisiológico de los niños en etapas futuras. Otros consideran que el organismo humano cuenta con enormes recursos de adaptación para asimilar altas cargas de trabajo y que por las exigencias que supone la actividad competitiva es necesario preparar desde edades tempranas la mente y el carácter del futuro deportista campeón, a partir de altas demandas en el proceso de entrenamiento.
La exposición de nuestro trabajo tiene como base, algunas experiencias con deportistas de estas edades, planteándonos como objetivo fundamental brindar algunas consideraciones al trabajo psicopedagógico en la edad escolar para garantizar una preparación integral más adecuada en los deportistas de estas edades.

Palabras claves

Preparación psicopedagógica, Edad escolar, Comunicación, Motivación, personalidad
Especial atención requiere la tendencia actual de la preparación del deportista de conseguir los máximos rendimientos deportivos en jóvenes atletas.

En décadas anteriores los deportistas se sometían a una preparación menos rigurosa en las edades escolares, hoy día en cambio, en estos estadios observamos performance deportiva de un nivel extraordinario.

La metodología del entrenamiento deportivo ha evolucionado hacia el incremento del volumen y la intensidad de las cargas para elevar el resultado en los deportistas.

El deporte de Alto Rendimiento, de la máxima competición conduce a los entrenadores a alcanzar metas que requieren de una expresión elevada de las variables fisiológicas, física y mentales en el atleta, los que deben asimilar una carga de trabajo de una alta exigencia.

El organismo de los humanos parece no tener límites para adaptarse a tales condiciones de trabajo, es en realidad una tendencia a la que los científicos que laboran en el deporte debemos prestar especial atención.

El deporte brinda beneficios extraordinarios para la salud de las personas, también para el aspecto social. Algunos autores como Smoll, F. (1991) considera que el hecho de practicar deportes reporta grandes beneficios entre los que menciona los físicos como alcanzar destrezas deportivas e incrementar la salud, los psicológicos como desarrollar destrezas de liderazgo, competitividad, capacidad de cooperación, deportividad, autorrealización y auto confianza, y los sociales como hacer nuevos amigos, relaciones, fortalecer la unidad familiar y por supuesto constituyen una diversión.

Sobre estos aspectos queremos dirigir el objetivo de nuestro trabajo ya que la meta de alcanzar mejores resultados deportivos, no debe afectar los verdaderos propósitos que debe perseguir la práctica deportiva.

Nuestra labor ha estado dirigida al trabajo con escolares entre 10 y 15 años de diferentes disciplinas como: Gimnasia Rítmica y Artística, Fútbol, Clavados y Natación, aún cuando los deportes difieren con relación a los requerimientos físicos y mentales, nuestro interés es analizar los aspectos psicopedagógicos implicados en la formación de estos deportistas.

El joven deportista se somete a exigencias de trabajo muy superiores a aquellos que desarrollan otro tipo de actividad. En los deportes antes mencionados, los atletas desde niños se van a enfrentar a tareas muy rigurosas y variadas, además que un buen deportista debe alcanzar una formación integral donde el desarrollo deportivo, educacional y social deben marchar a un nivel similar.

El régimen de vida del deportista escolar es altamente complicado y exigente lo que en muchas ocasiones lo limita y lo excluye de actividades necesarias y propias de su edad. Desde muy temprana edad conoce de limitaciones como: dietas especiales, diversiones, horarios altamente rigurosos y la separación de su seno familiar por someterse a regímenes de internado y concentraciones deportivas.

Los psicólogos del deporte debemos garantizar que nuestros entrenadores adquieran un conocimiento adecuado sobre las características psicológicas de las diferentes edades de los deportistas, así como la educación de un nivel de conciencia sobre la aplicación de métodos psicopedagógicos, que garanticen la salud mental y la óptima formación, sabemos que el desarrollo psíquico en la adolescencia atraviesa por marcadas transformaciones, con relación a la percepción, el pensamiento, la memoria, la imaginación, la atención y sobre todo las vivencias emocionales, aspectos que debe considerar un pedagogo para ejercer su labor de formación.

Los atletas en esta etapa alcanzan peculiaridades en su desarrollo físico y psicológico, la propia actividad deportiva, la rigurosidad y alta exigencia que implica el perfeccionamiento de las diferentes variables que intervienen en los rendimientos deportivos, favorecen la optimización de estos procesos, sin embargo, no debe en ninguna medida violentarse el desarrollo natural de niños y jóvenes.

Queremos los psicólogos del deporte lanzar un llamado a todos los entrenadores deportivos a que se respeten los principios del desarrollo y la psicología de las edades en el trabajo con jóvenes deportistas.

Algunos jóvenes deportistas han alcanzado meritorios resultados deportivos, su talento natural, las condiciones de entrenamiento y la sabiduría de sus entrenadores lo han posibilitado, otros que durante años se han sometido a rigurosas jornadas de entrenamiento no han alcanzado tales empeños, quizás en algunos casos no ha sido por falta de talento y si por no contar con condiciones de formación adecuadas para desarrollarse.

Las condiciones en que se realizan los entrenamientos deportivos para jóvenes es un factor principal para garantizar su eficiencia.

Queremos referirnos a dos aspectos relacionados con el trabajo psicopedagógico en las edades mencionadas, ellos son los aspectos motivacionales, y los de comunicación entrenador-deportista.

Las propias características de la edad presupone que los aspectos motivacionales implicados en el proceso de preparación deportiva tengan que ser tratados con especial atención, hemos comprobados a partir de la evaluación y el control psicológico del entrenamiento como algunos deportistas escolares manifiestan síntomas de inhibición, monotonía y falta de interés cuando son sometidos a altas cargas de entrenamiento y no se toman en cuenta el ambiente global de aprendizaje. Oxedine, J. (1991) planteó: " El aprendizaje que ha sido adquirido de una forma eficaz y ha tenido lugar bajo condiciones favorables, provoca una actitud positiva hacia la actividad que se realiza."

Lamentablemente en muchas oportunidades las condiciones para el aprendizaje de habilidades y el desarrollo de las diferentes capacidades se producen en condiciones de estrés y monotonía, el entrenador equivocadamente, presupone que el cumplimiento de la tarea provoca el efecto esperado y no tiene en cuenta el factor mental y la percepción y la repercusión subjetiva de la carga de entrenamiento en los deportistas.

Sobre los aspectos de la comunicación entre el entrenador y el deportista queremos igualmente significar algunos de sus propósitos y alcance de este proceso tanto en el logro de una mejor preparación deportiva como en los aspectos de formación y educación del carácter del deportista.

Los objetivos de la comunicación están dirigidos a persuadir, evaluar, informar, motivar y resolver problemas tanto en el atleta como en el equipo.

Estos aspectos de comunicación se relacionan directamente con las estrategias para alcanzar un feedback eficiente en el proceso de aprendizaje.

El entrenador debe ser un excelente comunicador, si pretende lograr una óptima influencia pedagógica en el trabajo con escolares.

En estas edades la comunicación puede verse afectada por la imagen que tiene el atleta del entrenador, este debe a su vez crear un ambiente que estimule la comunicación con los atletas, pues en algunos casos se ha considerado el entrenador como una figura autoritaria que no permite ni brinda confianza para canalizar sus preocupaciones. En la adolescencia de manera general el joven está muy interesado en dar una buena imagen al grupo a y sus profesores, lo que conlleva, a que si el entrenador no crea las condiciones, de seguridad, confianza, discreción, no se establecerá un proceso de comunicación provechoso y educativo.

En el campo deportivo muchos atletas han sufrido, la ira del preparador, donde en momentos cumbres, como competencias, controles, etc., el proceso comunicativo se ve afectado, pues se pone de manifiesto más elementos emocionales que contenido informativo, que es en definitiva, uno de los propósitos del proceso de comunicación.

Es de vital importancia que los preparadores mantengan una comunicación uniforme en tanto, lo contrario, le crearía al atleta un estado de insatisfacción, e inseguridad que atenta contra su seguridad emocional y frenaría el desarrollo psicológico y educativo. En este sentido es importante señalar la necesidad de mantener una estructura de comunicación estable tanto en los entrenamientos como en las competencias. Autores como Harris y Harris (1987) plantea que "... muchas veces el preparador puede adoptar una estructura diferente de comunicación durante las sesiones de adiestramiento, pero durante las situaciones emocionales o de elevada presión, cabe que los atletas deban ajustarse a una estructura totalmente distinta. Los preparadores que dirigen las sesiones de adiestramiento en forma tranquila y reposada pueden llegar a vociferar o perder el control durante las competencias. Quizás le sorprenda que los atletas puedan actuar bien durante esa sesión de adiestramiento y no en cambio durante la competición... "

Otro aspecto a señalar en el proceso de comunicación en estos atletas es la sobrecarga de información. Es de vital importancia que los preparadores conozcan las características personales de cada atleta y que el proceso de comunicación sea individualizado. Por ende es importante que el entrenador conozca la que cantidad de información puede manejar un atleta en un período dado, pues de no ser así se corre el riesgo de que la mayoría de la información dada no sea asimilada.

Hemos querido brindar algunas consideraciones sobre dos aspectos de importancia vital en los procesos de formación deportiva de atletas de edad escolar, los relacionados con la esfera motivacional, específicamente sobre las condiciones en que se produce el aprendizaje de las habilidades motoras que lamentablemente en muchas ocasiones se efectúan con un exceso de carga de trabajo para el escolar y no se incluyen actividades de tipo formativo, a partir de juegos y técnicas participativas, que consoliden el desarrollo de su carácter y la educación de valores.

El otro aspecto es el relacionado con el proceso de comunicación, consideramos que el mismo constituye uno de los eslabones débiles en algunos entrenadores, que no toman en cuenta los principios básicos de estos procesos, ni la individualidad de los eduacandos a la hora de establecer un feedback adecuado tanto en las tareas del aprendizaje como en las de formación.

Los psicólogos del deporte debemos asesorar de manera más eficaz a los entrenadores sobre estos aspectos para que la labor de influencia resulte más positiva.

El tema es de sumo interés y lo tendremos de manera más particular en próximos trabajos.

Bibliografía Citada

1. Harris, D.V., Harris, B. (1987). Psicología del Deporte. Integración mente cuerpo. Hispano Europea

2. Williams, Jean M. (1991). Psicología aplicada al deporte. Biblioteca Nueva, Almagros,38-Madrid

Bibliografía Consultada

1. Chacón, N. (1999). Formación de valores morales. Editorial Academia.

2. -------------. (1996). Folleto de Esquema C. D. ISPJV

3. Colectivo de Autores. (1990). Psicología. Libro de Texto. Planeta

4. Vidaurreta, L. y García, M. (1981). La imagen del Entrenador. Su repercusión en el adolescente. Conferencia Jornada Científica. IMD

 


Publicite en Newsletter de PortalFitness.com que llega a 266.000 suscriptos. Más Info